El día de hoy 17 de octubre de 2010 se conmemoran 57 años del reconocimiento de iure en la Constitución Política del Estado mexicano de los derechos políticos de las mujeres, es decir, el reconocimiento a nivel nacional de votar y ser votadas.

Dicho reconocimiento político ha servido para que una parte de las mujeres hayan superado el encasillamiento al espacio privado, caracterizado principalmente por el espacio doméstico, y hayan podido insertarse y ser relevantes en el espacio público, en los puestos de toma de decisión, sin embargo dicho avance no se ha logrado del todo y en cambio se están presentando acciones, prácticas y dinámicas que cada vez evidencian más el alejamiento, desden y rechazo al respeto integral de los derechos humanos de las mujeres.

Los datos no mienten, del cien por ciento de integración de la Cámara de Diputados, las mujeres sólo estamos “representadas” –hablo en términos de sexo, porque en términos de género estamos muy poco representadas– en el 28% del total, es decir, de 500 curules en la Cámara Baja, las mujeres sólo ocupan 140,[1] lo que evidencia que el tema de la equidad de género en términos políticos está muy lejos de volverse realidad.  

La equidad e igualdad de género es un tema que se escucha cotidiana y constantemente, y quienes más lo utilizan son las y los políticos, sin embargo en la vida real, aquella a la que nos enfrentamos la gran mayoría de las mujeres que no gozamos de privilegios, fueros, prebendas, dadivas, sueldos altísimos, protección social, entre otras, la equidad e igualdad de género se ha quedado en el tintero de las buenas intenciones. Muchos avances han logrado mujeres y hombres verdaderamente comprometidos con la equidad, sin embargo falta mucho por hacer, por lo mismo algunos datos no sobran para evidenciar el camino tortuoso y desafiante que como mujeres necesitamos enfrentar:

  • Con base en datos publicados por el INEGI en 2007, se indica que 7 de cada 10 funcionarios eran hombres y sólo 3 mujeres; y en el nivel máximo de decisiones, estás últimas sólo ocupan 18.7% de las posiciones. Programa de Cultura Institucional. México, INMUJRES, 2009.
  • Son ya 18 Estado s de la república mexicana quieres han aprobado leyes antiaborto, violando así por la vía legal el respeto a las garantías individuales de la mujer.
  • De los 31 estados y del Distrito Federal que integran la República, sólo hay una mujer gobernadora.

Falta mucho por hacer para alcanzar la verdadera equidad e igualdad de género y poder llegar a una verdadera democracia vital, por lo mismo como mujeres jóvenes necesitamos seguir los pasos de las mujeres que han enarbolado las banderas de la libertad, equidad e igualdad de la mujer y seguir adelante, el cambio está en nosotras mismas.

Sonia Salazar Pérez


[1] Fuente Inmujeres <www.e-mujeres.gob.mx/wb2/eMex/eMex_Composicicon_de_la_LXI_Legislatura> También sería interesante reflexionar sobre la coacción que la mayoría de los partidos políticos realzan a mujeres electas para renunciar a sus puestos de dejárselos a hombres.

Anuncios